La sonda espacial Dawn se dirige hacia su próximo destino tras pasar un año en un asteroide gigantesco, dijo el miércoles la NASA.

La agencia espacial afirmó que ha recibido una señal de la nave que confirma que ésta ha partido del asteroide Vesta con dirección al planeta enano Ceres, al que llegará en 2015.

Dawn, lanzada en 2011, se prepara para convertirse en la primera sonda espacial en orbitar dos cuerpos del sistema solar.

La misión está a cargo del Laboratorio de Propulsión a Chorro de la NASA.