Un juez chileno condenó hoy a quince años de prisión al general retirado Manuel Contreras, exjefe de la DINA, la policía secreta de la dictadura de Augusto Pinochet, y a otros cuatro agentes por el homicidio calificado de un opositor en 1975, informaron fuentes judiciales.

Contreras suma actualmente 278 años de cárcel en condenas ratificadas por la Corte Suprema y tiene doce sentencias de primera instancia y otras tres de segunda instancia en su contra.

El fallo emitido hoy por el juez Alejandro Solís se refiere al asesinato en 1975 de Ramón Martínez González, de 23 años y militante del Movimiento de Izquierda Revolucionaria (MIR).

Junto a Contreras fueron condenados el exbrigadier Miguel Krasnoff Marchenko y los excoroneles Marcelo Moren Brito, Fernando Lauriani Maturana y Mario Jahn Barrera, todos ellos ya en prisión por casos de violaciones de los derechos humanos.

Según el expediente del caso, Ramón Martínez fue detenido el 6 de enero de 1975 en la vía pública por agentes de la Dirección de Inteligencia Nacional (DINA) cuando concurrió a reunirse con Emilio Iribarren, otro miembro del MIR, sin saber que este había sido capturado antes y lo había delatado.

Martínez se resistió a su captura y, con al menos dos balazos en el cuerpo, fue llevado a la Villa Grimaldi, donde se le torturó permanentemente, según testimonios de supervivientes.

"Lo veo frente a frente, su estado era simplemente monstruoso, la cara estaba deforme por los golpes, era difícil encontrar alguna parte del rostro que no estuviera morado o hinchado, aparte de esto estaba herido de bala, su cuerpo era una masa de restos de ropa, tierra y sangre", declaró en el juicio uno de esos testigos.

El 13 de enero de 1975, siete días después de su captura, el cadáver de Ramón Martínez González fue entregado en el Servicio Médico Legal y su autopsia determinó como causa de su muerte "el conjunto de dos heridas de bala torácica recientes, con salida de los proyectiles y anemia aguda consecutiva".

Además, presentaba una herida de bala abdómino-ilíaco-glútea derecha, no reciente, con salida de proyectil, no penetrante a la cavidad abdominal; otra herida a bala lumbar derecha, no reciente, sin salida de proyectil y una herida de bala en su mano izquierda, no reciente, según el informe.