El ministro venezolano de Energía y Petróleo, Rafael Ramírez, confirmó hoy que la estatal Petróleos de Venezuela (PDVSA) comenzó los trabajos de exploración en aguas profundas cubanas, pero evitó dar detalles sobre su marcha.

"Ya comenzó y cuando tengamos los resultados lo informaremos al país", respondió Ramírez consultado por periodistas sin precisar mayores detalles.

A comienzos de agosto pasado, la estatal Cubapetróleo (CUPET) informó de que PDVSA continuaría las perforaciones en aguas profundas de Cuba a pesar de los dos intentos fallidos de compañías extranjeras que operan en la zona en su búsqueda de un pozo explotable y comercialmente viable.

En ese entonces, Cubapetróleo informó de que la compañía malaya PC Gulf y la rusa Gazpromneft, en su turno para operar con la plataforma Scarabeo 9, habían encontrado un "sistema petrolero activo" a una profundidad de 4.666 metros pero sin cantidades significativas de gas y petróleo en la Zona Económica Exclusiva (ZEE) cubana del Golfo de México.

Agregó que la plataforma Scarabeo 9 sería traspasada "en los próximos días" a PDVSA "para iniciar la perforación del pozo de exploración Cabo de San Antonio 1", también en la ZEE cubana.

En mayo, la compañía española Repsol tampoco obtuvo resultados positivos en su exploración con esa plataforma.

La ZEE que Cuba tiene en aguas del Golfo de México está dividida en 59 bloques, de los que 22 están contratados por petroleras extranjeras.

Cuba calcula que las reservas de petróleo de las que dispone en su Zona Económica Exclusiva son de 20.000 millones de barriles, mientras que otras estimaciones sitúan la cifra entre 5.000 y 9.000 millones.