El Gobierno de Honduras podría negociar un nuevo acuerdo económico con el Fondo Monetario Internacional (FMI) a finales de año, informó hoy una fuente oficial en Tegucigalpa.

El anuncio lo hizo en rueda de prensa el jefe de misión del FMI, Lisandro Abrego, quien hoy llegó al frente de un grupo de economistas del organismo financiero para hacer un balance de cómo se ha "desempeñado" la economía hondureña en lo que va de 2012 y cuáles son sus perspectivas para lo que resta del año y las de 2013.

Abrego indicó que la visita, de una semana, "no es para negociar un nuevo programa económico" con Honduras.

"Queremos conocer mejor, de primera mano, qué es lo que ha sucedido este año en el país, conocer en mayor detalle y eso nos va a servir de base para hacer una evaluación sobre las perspectivas económicas del país para el próximo año", subrayó Abrego.

La misión del FMI que llegó al país y hoy se reunió con autoridades financieras hondureñas, la integran, además, los economistas Harold Zavarce, Marcos Poplawski, Sergio Rodríguez y Alejo Costa.

Abrego enfatizó que revisarán "distintas áreas de la economía" como el crecimiento económico y del producto interno bruto; cómo evolucionará la inflación, distintos aspectos de la balanza de pagos, cómo van a cerrar las cuentas fiscales y las perspectivas de todas estas variables para 2013.

El último acuerdo entre el Gobierno de Honduras con el FMI, por 18 meses, expiró en marzo pasado.

Según el presidente hondureño, Porfirio Lobo, un nuevo acuerdo con el FMI, que se esperaba fuera suscrito entre mayo y junio pasados, se ha demorado en parte porque el organismo financiero exige "una devaluación acelerada de la moneda".

Al respecto, Abrego expresó escuetamente que la posición que el FMI ha favorecido es que "haya una mayor flexibilización o flexibilidad cambiaria".

Dijo además que "la economía hondureña es una economía compleja también", y que durante su estancia en Tegucigalpa la misión del FMI se reunirá con representantes del sector privado, incluido el bancario, y dirigentes de organizaciones no gubernamentales que siguen de cerca la economía nacional.

También recordó que en 2011 la economía hondureña creció 3,5 por ciento, la inflación fue del 5,5 por ciento, el déficit del sector público consolidado llegó al 2,8 por ciento y el déficit de la cuenta corriente fue del 8,7 por ciento.

De esas cifras, el Gobierno hondureño cumplió con el déficit fiscal, indicó Abrego, quien reiteró que la misión del FMI estaría regresando al país hacia finales de año para retomar las negociaciones para un nuevo acuerdo económico.