El nuevo seleccionador cubano de fútbol, Alexander González, evaluó hoy de "aceptable" el desempeño de su equipo tras los seis partidos que disputaron en Argentina.

Los jugadores cubanos retornaron a los entrenamientos en el estadio Pedro Marrero de La Habana, el escenario donde se enfrentarán el próximo viernes con la selección de Honduras como parte de la eliminatoria rumbo al Mundial 2014.

El colectivo isleño registró en Argentina dos victorias, tres derrotas y un empate ante conjuntos locales con saldo de diez goles a favor y seis en contra.

El DT cubano dijo a Efe que fue "muy alentador" apreciar un aparente despegue ofensivo en un equipo que en los últimos tiempos ha carecido de un efectivo sistema de ataque.

González, quien fue designado en mayo de este año para dirigir a la selección, reconoció que en los choques frente a planteles argentinos sus discípulos mostraron "inconsistencia en los planteamientos defensivos".

Las actuaciones más sólidas en el país sudamericano estuvieron a cargo de Marcel Hernández, Raudel Lahera y Reisander Fernández, apostilló el entrenador, oriundo de la provincia oriental Granma.

Para el próximo compromiso ante Honduras González adelantó que además de los 20 jugadores serán llamados tres jóvenes de la nueva promoción.