María Gabriela Isler, una licenciada en gerencia y mercadeo de 24 años, fue coronada como Miss Venezuela en una colorida ceremonia en la que por segundo año consecutivo estuvieron ausentes el calor del público y las producciones musicales con cientos de artistas que caracterizaron antaño al concurso.

Isler, de 1,79 metros, representó al estado central de Guarico. Se impuso sobre otras 24 aspirantes el jueves por la noche, cuando obtuvo el derecho de representar a Venezuela el próximo año en Miss Universo.

Como primera finalista quedó Elian Herrera, de 21 años. Herrera estudiante de cuarto semestre de una licenciatura en Seguros, de ojos y cabello color café, representará al país en el Miss Internacional.

Venezuela ha conquistado seis veces el concurso universal, incluidas dos coronas en años seguidos. En 2009 Stefanía Fernandez logró algo que parecía un sueño irrealizable: Obtuvo el cetro universal por segundo año consecutivo para Venezuela; Dayana Mendoza lo hizo en Vietnam un año antes.

Además de los seis títulos de Miss Universo, Venezuela también ha ganado Miss Mundo en seis ocasiones, seis veces el cetro de Miss Internacional y otras 100 diademas. Con excepción de la Miss Mundo en 1955, Susana Duijm, el resto de las coronas fueron conquistadas a partir de 1979.

En dos oportunidades, 1996 y 1981, Venezuela obtuvo los cetros de Miss Universo y Miss Mundo el mismo año. Unicamente Australia, en 1972, y la India, en 1994, han logrado la doble hazaña, aunque sólo en una ocasión.

El concurso -- cuya transmisión televisiva por primera vez alternó la puesta en escena en vivo con segmentos grabados, en parte para compensar las limitaciones de espacios por el hecho de realizar el certamen en los espacios de un hotel-- tuvo varios momentos destacados, entre ellos la ronda de preguntas que dirigió el conductor y periodista cubano Ismael Cala.

Cala, quien en sus entrevistas insiste que el "secreto del buen hablar es saber escuchar", exploró las personalidades de cada una de las 10 finalistas y logró de ellas respuestas ricas en anécdotas tras diseñar sus preguntas en base a las entrevistas previas con cada una de ellas.

La ceremonia se realizó en un lujoso hotel de Caracas, que fue el escenario del concurso hace 57 años, cuando Duijm se coronó Miss Venezuela y luego en Londres trajo la primera diadema mundial del país.

El año anterior, el concurso se realizó atropelladamente en un pequeño estudio de televisión, donde se evidenciaron numerosas fallas, en buena medida por un intento fallido de los productores de mantener el gran formato del concurso en un lugar extremadamente reducido. Por décadas los venezolanos se acostumbraron a ver escenificado el certamen en gigantescos centros de espectáculos con capacidad para miles de personas y con cientos de artistas en escena.

Reducciones drásticas del presupuesto y la imposibilidad de apartar por varias semanas los principales centros de espectáculos, que están en manos del Estado, han obligado a la televisora privada Venevisión a optar por escenarios reducidos. Apenas decenas de personas estuvieron presente en el salón principal del hotel, incluyendo al jurado.

La cantante boricua Olga Tañon y el cantante de bachata estadounidense Prince Royce fueron las figuras internacionales del concurso.

Los concursos de belleza son muy populares en esta nación sudamericana, donde la obsesión por la belleza forma parte de la vida diaria de muchos venezolanos y los concursos son vistos casi como un deporte nacional.