El primer hombre en pisar la luna, Neil Armstrong, será homenajeado próximamente en una ceremonia pública organizada por la NASA en Washington, después del funeral privado que celebrará su familia este viernes en Cincinatti (Ohio).

El portavoz de la NASA Bob Jacobs informó hoy a Efe de que la agencia espacial planea "una ceremonia pública" en honor a Armstrong, fallecido el sábado a los 82 años como consecuencia de las complicaciones de una cirugía cardiovascular, e indicó que los detalles del acto están por confirmar.

A la ceremonia privada de mañana, organizada por la familia, asistirá el administrador de la NASA, Charles Bolden, indicó Jacobs.

El presidente de EE.UU., Barack Obama, ha ordenado ondear las banderas de todos los edificios públicos y oficiales del país a media asta durante el día de mañana "como señal de respeto por la memoria de Neil Armstrong".

Además, el entierro coincidirá con el fenómeno de la "luna azul", que ocurre cuando hay una segunda luna llena en un mismo mes y que no se repetirá hasta julio de 2015.

El suceso es raro porque el ciclo lunar dura 29 días y medio, y su coincidencia con el funeral de Armstrong atraerá una especial atención al satélite que el astronauta pisó por primera vez el 20 de julio de 1969 con la misión Apolo 11.

En el comunicado que anunció la muerte del astronauta el sábado, su familia pidió a sus admiradores que, "la próxima vez que salgan afuera en una noche clara y vean la luna en lo alto del cielo, piensen en Neil Armstrong y háganle un guiño".

Otro homenaje será el de Eugene Cernan y James Lovell, dos astronautas que volaron a la luna en misiones del Apolo y que estarán mañana dando una charla en honor de Armstrong en el Centro Médico Infantil de Cincinatti.

La familia del astronauta ha pedido que, en lugar de flores, quienes quieran hacer contribuciones en memoria de Armstrong envíen donaciones a ese hospital, además de a la Fundación Telluride y al Instituto Estadounidense de Aeronáutica y Astronáutica, que tienen becas llamadas Neil Armstrong.