El ex ministro israelí de Defensa Amir Peretz cree que su país atraviesa un "momento crítico" de creciente aislamiento internacional que le impedirá mantener su actual política tan pronto como en 2014.

"Estamos en un momento crítico para Israel. Las cosas que hacemos hoy no podremos hacerlas en dos años", declaró Peretz en una entrevista al diario digital israelí "The Times of Israel" publicada hoy, jueves.

Ex líder laborista y titular de Defensa entre 2006 y 2007, Peretz asegura que un "primer ministro responsable anunciaría ahora" una paralización de la construcción en los asentamientos judíos en el territorio ocupado de Cisjordania.

"En principio estoy en contra de la construcción (en los asentamientos) en Cisjordania, pero incluso si fuera un derechista consideraría que Israel tiene que actuar en medio de un ambiente (internacional) que está aislando de forma creciente a Israel e impidiéndole iniciar pasos", explicó.

Peretz lamenta que la mayoría de la opinión pública israelí, incluida gente de la derecha nacionalista, apoye de palabra la creación de un Estado palestino, pero luego no esté dispuesta a "pagar el precio de la paz".

"Todo el mundo quiere la paz siempre que no haya que pagar nada a cambio", resume antes de advertir de que "dentro de diez años los palestinos podrían pedir plenos derechos civiles y el mundo entero les apoyará".

"Desde el punto de vista de Israel, ésta sería la peor tragedia. Todos entendemos que añadir tres o cuatro millones de palestinos como ciudadanos con plenos derechos acabaría con Israel como Estado judío y democrático", afirma.

Peretz señala por ello a "quienes creen en no hacer nada y poner hechos sobre el terreno" que están "conduciendo" a Israel y los territorios palestinos a una "realidad de un Estado para dos pueblos".