El Banco Mundial (BM) anunció hoy una donación de 11,7 millones de dólares para incentivar una mayor producción sostenible y en favor de la biodiversidad en seis estados de México.

Los fondos irán destinados a promover sistemas productivos sustentables que combinen actividades productivas, manejo de recursos naturales, preservación y conservación de la biodiversidad, indicó el organismo internacional en nota de prensa.

Los programas se concentrarán en nueve corredores biológicos ubicados a lo largo de seis estados del país: Yucatán, Quintana Roo, Campeche, Oaxaca, Tabasco y Chiapas.

De acuerdo al BM, la donación ayudará a casi 7.000 pequeños productores mexicanos.

"El proyecto Sistemas productivos sostenibles y biodiversidad es innovador porque hace compatibles la producción rural y la conservación de los ecosistemas con la mejora de las condiciones de vida de los productores campesinos", destacó Pedro Álvarez-Icaza, Coordinador General de Corredores y Recursos Biológicos, de la Comisión Nacional para el Conocimiento y Uso de la Biodiversidad (CONABIO).

Entre otros planes, se impulsará la adopción de sistemas mejorados de nutrición de plantas, manejo integrado de pestes y enfermedades, así como cultivos de sombra.

Asimismo, se buscará explorar posibilidades de bio-etiquetado a fin de aprovechar oportunidades de mercados verdes.

"México da un paso importante en el fomento de su agenda de crecimiento verde incentivando el cuidado de la biodiversidad en los sistemas productivos del país, afirmó Gloria M. Grandolini, Directora del Banco Mundial para México y Colombia.

Las entidades responsables para la implementación de la donación son la Secretaría de Agricultura, Ganadería, Desarrollo Rural, Pesca y Alimentación (SAGARPA) y la Secretaría de Medio Ambiente y Recursos Naturales (SEMARNAT).

El proyecto tendrá un costo total de 30,9 millones de dólares de los que 11,7 serán donados por el BM a través del Fondo para el Medio Ambiente Mundial (FMAM) y los 19,2 restantes serán aportados por el gobierno mexicano a través de la SAGARPA y SEMARNAT.

Se espera que esté operativo para 2017.