Apenas dos semanas después de cerrar su último caso en "The Closer", la actriz Kyra Sedgwick abandona la certidumbre de su conocido personaje televisivo para meterse en lo sobrenatural con "The Possession", una película de terror que trata el exorcismo desde la perspectiva judía.

Sedgwick, de 47 años, y con casi 3 décadas como profesional de la interpretación, alcanzó una fama tardía como la subjefa Brenda Leigh Johnson, una policía implacable en los interrogatorios, a la que decidió dar descanso tras siete temporadas de emisión de "The Closer" con el objetivo de explorar otros registros.

El primer capítulo de esa nueva etapa es "The Possession", filme que se estrena el viernes en EEUU y el 7 de septiembre en España y en el que la actriz adopta el rol de una madre recién divorciada, obsesionada con la comida sana, y cuyos esfuerzos por superar el final de su matrimonio se ven alterados drásticamente por un demonio ancestral.

"Me leí el guión y me gustó. Pasé un tiempo viendo el trabajo del director (el danés Ole Bornedal) y me pareció que era un estilo europeo y diferente", comentó a Efe la artista que se animó finalmente a aceptar el papel cuando supo que Jeffrey Dean Morgan ("Watchmen") lideraba el elenco.

"Cuando era una niña me gustaban películas como 'The Exorcist', aquellas en las que había grandes actores, porque cuanto mejores son los actores mejor es el terror, porque realmente te preocupas por lo que les pasa a los personajes", señaló Sedgwick, esposa del actor Kevin Bacon.

"The Possession" juega con los elementos tradicionales de las historias de entes diabólicos y exorcismos: una niña poseída, una familia desesperada, un osado religioso y una vinculación con hechos reales que trata de fomentar la ansiedad del espectador dispuesto, en este caso, a adentrarse en el mundo de los dibbuks.

El film parte del folclore judío, los dibbuks son espíritus errantes que buscan cuerpos humanos para sobrevivir y que en el judaísmo se combatían con unas cajas o arcas en las que quedaban encerrados.

Uno de estos contenedores de madera relacionados con el Holocausto salió a la luz en 2004 cuando fue puesto a la venta en eBay, lo que despertó la curiosidad de investigadores y el miedo en algunos internautas.

"Creo en lo sobrenatural", afirmó Sedgwick, para quien resulta muy limitado pensar que la realidad tal y como se presenta es lo único que existe.

"No sé si es posible lo que pasa en la película aunque nunca diría que no pudiera ocurrir", manifestó al tiempo que admitió entre bromas que considera "posible" la existencia de fantasmas.

La actriz confesó que después de caer en sus manos el guión del filme se interesó por los dibbuks y navegó en internet para conocer más detalles de su origen y leyenda, aunque cuando le llegó el momento de preparar su personaje recurrió a YouTube para ponerse en situación.

"Más que películas, vi vídeos de exorcismos que a mí me parecieron muy reales", indicó la intérprete, cuya relación cinematográfica con lo sobrenatural tiene como antecedente el drama "Phenomenon", donde John Travolta encarnó a un hombre que tras ver una luz en el cielo adquiere poderes mentales.

"En 'The Possession' hay escenas muy intensas", adelantó Sedgwick que tiene muy claro cómo habría reaccionado la subjefa Brenda Leigh Johnson si hubiera tenido entre manos esta historia demoniaca en un capítulo de "The Closer".

"Ella no se habría creído una posesión en ningún momento", sentenció.