Las medidas del gobierno chino contra la desaceleración económica están teniendo resultados y la expansión se "estabiliza" lentamente, afirmó el miércoles el titular del organismo nacional de planificación, Zhang Ping.

Las declaraciones del responsable de la Comisión Nacional sobre Desarrollo y Reforma coinciden con una andanada de señales encontradas entre sí, que muestran cierto repunte en la actividad económica pero también un debilitamiento en exportaciones y las utilidades de las empresas.

"Las políticas y las medidas del gobierno han sido efectivas y el crecimiento económico del país se "estabiliza a ritmo lento", dijo Ping en una reunión con legisladores, citado por la agencia oficial de noticias Xinhua.

El despacho de Xinhua no dio otros detalles sobre la exposición de Zhang ni un pronóstico de cuándo podría recuperarse la expansión económica, que en el segundo trimestre cayó a un 7,6% y que fue su menor posición en tres años.

Beijing redujo dos veces las tasas de interés en junio y trata de incentivar la economía con la aprobación de varias inversiones industriales. Las autoridades han desestimado las exhortaciones para que aplique un estímulo más intenso que compense el enorme gasto hecho ante la crisis de 2008, el cual avivó la inflación y un auge inmobiliario con derroche.