El exprimer ministro británico Tony Blair se entrevistó hoy con la presidenta brasileña, Dilma Rousseff, a quien dijo que le auguró el "mayor éxito" en los Juegos Olímpicos de 2016, que se celebrarán en Río de Janeiro.

"Ustedes pasan ahora por el mismo proceso y los mismos problemas que pasamos nosotros", explicó que le dijo a Rousseff en relación a la organización de los Juegos Olímpicos y a la experiencia que acaba de concluir Londres, sede de la cita olímpica este año.

Blair recordó que la capital británica fue elegida como sede durante su gestión y que "hubo muchas críticas", pero afirmó que "el resultado final fue excelente" y manifestó su "total seguridad" de que será así con Río de Janeiro.

"Es una ciudad fantástica y todo el mundo, incluso yo, celebrará unos maravillosos juegos" dentro de cuatro años, dijo Blair, cuyo equipo asesora en diversas áreas a los responsables de la organización de los Juegos Olímpicos de 2016.