El cantante español Enrique Iglesias vive un momento de euforia, no solo por ser ese el nombre de su último disco ("Euphoria", 2010), sino también por estar en un momento profesional que jamás se imaginó cuando inició su carrera artística, reconoció en una entrevista con Efe.

A falta de unos días para que concluya su gira norteamericana con Jennifer López, el madrileño se tomó un respiro en Los Ángeles, ciudad donde grabó su primer disco hace 17 años ("Enrique Iglesias"), para hacer balance de su trayectoria.

"Como artista, he sido muy afortunado", manifestó Iglesias.

"Si me hubieran dicho cuando apenas tenía 18 años que iba a tener una carrera que iba durar tanto tiempo habría dicho que imposible, que es una locura que eso en la vida pudiera suceder, así que estoy feliz de estar aquí. De poder subirme al escenario todos los días", confesó el cantante, que despuntó con su "Experiencia religiosa".

Tranquilo y cordial con la prensa y cariñoso con sus fans, hasta el punto de besarlos en los labios en los conciertos, donde también los saca a cantar, Iglesias es consciente, a sus 37 años, de su situación de privilegio en un momento de crisis, especialmente en su país, España.

"Hay días que me despierto y me quejo y cuando me quejo me pellizco y digo, para de quejarte. No mucha gente puede hacer lo que realmente le gusta en la vida", afirmó el hijo de Julio Iglesias que, preguntado por sus ambiciones de futuro contesta: "ser feliz".

"Mis motivaciones son pensar que puedo escribir mejores canciones, que los conciertos pueden ser mejores", explicó, aunque sin poder concretar cuándo volvería a meterse en el estudio a grabar un nuevo álbum, después de dos años de gira.

"El próximo disco me asusta un poquito porque a éste ("Euphoria") le he puesto tanto esfuerzo, tanto trabajo", dijo Iglesias cuya producción con canciones como "I Like It", "Tonight (I'm Lovin' You)", "Dirty Dancer" y "I Like How It Feels", le devolvió a la primera línea del panorama musical internacional.

"Hay discos con los que pasa lo que te esperas y hay discos que no", comentó el cantautor que ha publicado nueve LP, dos recopilaciones de grandes éxitos y ha vendido más de 70 millones de copias en todo el mundo.

"Por mí (el nuevo disco) no tardaría más de seis meses pero desafortunadamente eso está fuera de mi control, puedo tardar seis meses o puedo tardar seis años", admitió Enrique Iglesias que, no obstante, sigue escribiendo canciones y estrenando sencillos.

El último en ver la luz fue "Finally Found You", que cuenta con la colaboración de Sammy Adams y que el cantante presentó el viernes en su página de Facebook. El tema saldrá a la venta en iTunes en EE.UU. el 25 de septiembre.

Enrique Iglesias cerrará su gira con Jennifer López, que arrancó el 14 de julio en Montreal (Canadá), el próximo 2 de septiembre en Orlando (Florida), un tour en el que también participa el mexicano Frankie J. y que ha su juicio ha sido "espectacular" e "interesante".

"Cuando ya sabes que va a llegar el final te empiezas a poner un poquito nostálgico", señaló el cantante, cuyo nombre suena como juez para el concurso televisivo "American Idol", y quien por el momento tiene previsto seguir por su cuenta de concierto en concierto.

El 16 y el 22 de septiembre actuará en Puyallup (Washington) y Las Vegas (Nevada), respectivamente. El 26 de octubre llevará su música a Dubai, en los Emiratos Árabes Unidos, y desde su entorno se asegura que volverá con su "Euphoria" por Sudamérica y Europa.