El presidente colombiano, Juan Manuel Santos, expresó hoy su "solidaridad" a su colega Hugo Chávez y al pueblo venezolano por la explosión registrada en la principal refinería de ese país y que deja de momento 26 muertos y mas de 80 heridos.

Asimismo, Santos ofreció al país vecino la ayuda que se requiera, pese a que la situación en la refinería de Amuay, una de las tres que integran el Centro Refinador de Paraguaná (CRP), fue controlada.

Santos dijo desde la ciudad de Honda, en el centro de Colombia, que enviaba "un mensaje a Venezuela de solidaridad. Hubo un accidente, una explosión en una refinería".

"Al presidente Chávez y a todo el pueblo venezolano, en nombre de todo el pueblo colombiano, nuestra solidaridad en estos momentos", dijo el mandatario.

Y ofreció: "cualquier ayuda que podamos dar nosotros, si es necesaria, estamos más que dispuestos".

La explosión en esa refinería ha sido considerada uno de los peores accidentes industriales en los últimos años en Venezuela.

El accidente se produjo después de que una fuga de gas provocara una explosión alrededor de la 1.00 hora local (5.30 GMT) dejando destrozos y derrumbes en viviendas de los alrededores.