Michael Schumacher, el 'hombre récord' de la Fórmula Uno, con siete Mundiales y 91 victorias, será nombrado ciudadano de honor de la ciudad de Spa, conocida por el legendario circuito que acogerá el próximo 2 de septiembre el Gran Premio de Bélgica.

El consejo del municipio entregará oficialmente el jueves al piloto alemán (Mercedes) el título de ciudadano de honor de Spa "por su contribución al deporte del automovilismo y a dar a conocer nuestra región" en el mundo, ha señalado el alcalde, Joseph Houssa.

Schumacher, de 42 años, "es el campeón de los campeones" y es él quien ha hecho famoso el legendario circuito de Spa-Francorchamps y esa región, ha añadido Houssa.

El alemán, que disputará el 2 de septiembre su carrera número 300, es también el piloto que más veces (seis) ha ganado en Spa-Francorchamps, el circuito que él considera su "salón de estar".

Schumacher debutó en Fórmula Uno hace veintiún años (en 1991), precisamente en Spa y a bordo de un Jordan, escudería para la que sólo corrió un Gran Premio, el de Bélgica, en el que, a pesar de no acabar, cuajó una gran actuación, ya que fue séptimo en la calificación.

Ese resultado le valió para ser fichado por el italiano Flavio Briatore para pilotar el Benetton con el que, un año después y de nuevo en el circuito belga, consiguió la primera de sus 91 victorias.