Las autoridades migratorias de Estados Unidos han deportado a "más de 22.000 hondureños" en lo que va de 2012, informó hoy la directora del Centro de Atención al Migrante Retornado (CAMR), Valdette Willeman.

De seguir esa tendencia, la cifra de hondureños deportados del país podría llegar a los 40.000 al cerrar el año, indicó Willeman a periodistas en Tegucigalpa.

Agregó que entre enero y agosto de 2011 el número de hondureños que fueron regresados desde Estados Unidos era de unos 14.000

Willeman no precisó la cifra de deportados este año desde México, donde cada año miles de hondureños son detenidos por las autoridades de ese país y deportados por vía terrestre.

Según autoridades migratorias y organismos de derechos humanos, unos 3.000 hondureños abandonan su país cada mes con la idea de llegar a Estados Unidos en busca de trabajo, ante la falta de empleos que afecta a Honduras.

En Estados Unidos viven más de un millón y medio de hondureños, entre residentes legales e indocumentados que cada año envían remesas familiares que superan los 2.500 millones de dólares.