La gobernadora de Falcón, Stella Lugo, confirmó hoy que ya son 19 los muertos y 53 los heridos por una explosión de gas en la refinería de Amuay, situada en ese estado del norte de Venezuela.

Lugo indicó que entre los fallecidos hay un niño de 10 años y ratificó que el incendio en la refinería, una de las tres que conforman el Centro Refinador de Paraguaná (CRP), está controlado, según informó la Agencia Venezolana de Noticias (AVN).

Anteriormente, en una comunicación con el canal de televisión VTV, Lugo indicó que "la situación está controlada" y los heridos están siendo trasladados a los hospitales públicos y clínicas privadas de la zona.

La refinería de Amuay, situada en la península de Paraguaná, registró una gran explosión como consecuencia de una fuga de gas, que generó un incendio en dos tanques de la instalación industrial, mientras que la onda expansiva causó derrumbes y roturas en viviendas cercanas.

Lugo indicó que "todavía existe mucho pánico en la población, la gente está muy asustada", aunque ya han sido evacuadas las zonas correspondientes y están activados todos los servicios de emergencias de bomberos, ambulancias y protección civil para atender la situación.

El ministro venezolano de Petróleo y Minería, Rafael Ramírez, informó de que "la onda explosiva fue de una magnitud importante, de forma que hay daños apreciables a alguna infraestructura y viviendas", que incluso se derrumbaron.

La explosión afectó a la zona de las esferas en las que se depositan gases de diferente tipo como parte del proceso industrial de refino.