El presidente de la Reserva Federal (Fed), Ben Bernanke, reiteró que el banco central tiene todavía "margen de acción" para "fortalecer la recuperación" económica en EE.UU., en una carta al congresista republicano Darrel Issa divulgada hoy.

En la carta, con fecha 22 de agosto y difundida por el diario Wall Street Journal, Bernanke señala que "hay margen para mayores acciones por parte de la Fed para suavizar las condiciones financieras y fortalecer la recuperación económica".

El presidente de la Fed responde así a las preocupaciones expresadas en una carta previa por el congresista por California, el republicano Darrell Issa, presidente del Comité de Supervisión y Reforma Gubernamental de la Cámara de Representantes.

Bernanke defiende la expansiva política monetaria puesta en práctica por la Fed desde el estallido de la crisis financiera de 2008 y las dos rondas de inyección de liquidez.

Los programas de compra de bonos, explica Bernanke, "han ayudado a promover una recuperación más fuerte que la que, de otro modo, habría ocurrido, y a prevenir la posibilidad de una caída en la deflación mediante la rebaja de la presión sobre los tipos de interés a largo plazo".

El banco central estadounidense se ha comprometido a mantener los tipos de interés de referencia entre el 0 % y el 0,25 % al menos hasta finales de 2014, para apoyar la frágil recuperación económica estadounidense.

Asimismo, en junio, la Fed anunció que prorrogaría hasta fin de año su "Operación Twist" de canje de bonos a corto plazo por otros a largo, por valor de 267.000 millones de dólares, y que en principio concluía en junio.

Issa se mostraba preocupado por el hecho de que estas medidas de estímulo pudieran poner en "riesgo" y "debilitaran" la capacidad de la Fed de hacer frente a una nueva crisis financiera.

Esta semana se publicaron las actas de las deliberaciones de la última reunión celebrada entre el 31 de julio y el 1 de agosto del Comité de Mercado Abierto de la Reserva, que maneja la política monetaria de EE.UU., y las cuales revelan que se estuvo a punto de aprobar tales medidas.

No obstante, el banco central decidió esperar a tener más datos económicos sobre crecimiento y desempleo para tomar una decisión al respecto en su siguiente encuentro, previsto para el 12 y 13 de septiembre.

Por su parte, los mercados recibieron con optimismo los nuevos rumores sobre la posibilidad de nuevas medidas de estímulo y Wall Street logró hoy ampliar las ganancias y su principal índice, el Dow Jones de Industriales, cerró con un avance del 0,77 %.