A menos de 40 días para las elecciones presidenciales en Venezuela, la oposición en Houston trabaja contrarreloj para ayudar al traslado de más de 6.000 compatriotas registrados para sufragar el próximo 7 de octubre.

La circunscripción que comprende el consulado venezolano en Houston abarca, además de Texas, los estados de Oklahoma, Nuevo México y Kansas, cuyo número de votantes inscritos lo convierte en el segundo circuito más grande después del consulado en Miami.

El presidente Hugo Chávez busca su reelección para un tercer período frente a Henrique Capriles, ex gobernador del estado de Miranda.

Según Hender Manuel Rosales, coordinador y cofundador en Houston de la Mesa de Unidad Democrática (MUD), que respalda a Capriles, la ciudad que más logística necesita en estos momentos para el traslado de los venezolanos que participarán en los comicios es Dallas, donde se encuentra la mayor cantidad de inscritos, además de Houston.

"Se trata de una extensión muy amplia y es por eso que estamos trabajando para movilizar a la mayor cantidad posible a través de todos los medios de transporte, llámese autobuses. Hasta hemos conseguido pasajes aéreos a costo reducido", sostuvo Rosales en entrevista con The Associated Press.

Aunque conocen el número exacto de personas inscritas en el padrón electoral, es muy difícil prever cuántos podrán trasladarse a Houston a emitir su voto, dijo Rosales, dueño de una empresa de seguridad. Añadió que "hemos incrementado es nuestra presencia a través de delegados en las ciudades más grandes de la región como Dallas, San Antonio, Austin, El Paso, la región del Valle (Texas) y en Tulsa (Oklahoma)"

Mary Ponte, miembro de la dirección nacional de Primero Justicia y también responsable en el extranjero de la campaña de Capriles, hizo un llamado a sus compatriotas para que se "comprometan con el cambio", no se dejen "amedrentar" y acudan a votar.

Los pedidos de declaraciones de la AP al consulado venezolano en Houston no recibieron respuesta de inmediato.