La Policía de Venezuela detuvo hoy a un colombiano supuestamente implicado en el caso del avión que salió ilegalmente de Venezuela y fue interceptado por la Policía española en el aeropuerto de las Palmas de Gran Canaria (España) con más de una tonelada de cocaína.

El ministro del Interior, Tareck el Aissami, indicó que el ciudadano colombiano, identificado como Juan Bilbao y quien llevaba en el momento de su detención un arma, fue detenido por el Cuerpo de Investigaciones Científicas, Penales y Criminalísticas (Cicpc) en el estado Aragua (centro).

"Seguimos profundizando la investigación. El detenido será interrogado a fin de establecer su nivel de responsabilidad en este caso", dijo el ministro desde la ciudad de Valencia (centro), según reseña la estatal Agencia Venezolana de Noticias (AVN).

El avión privado salió el pasado 12 de agosto desde un aeropuerto del centro de Venezuela sin autorización y fue interceptado en Gran Canaria con 1.588 kilos de cocaína de gran pureza.

El ministro informó el día 13 de que la aeronave había partido de madrugada desde la ciudad de Valencia sin autorización y con las luces de la pista apagadas, y que las autoridades venezolanas advirtieron de su recorrido a la Policía Internacional (INTERPOL)y a varios países europeos, incluido España.

El avión, un Bombardier BD-7000 con matrícula maltense 9HFED, procedía de Trinidad y Tobago aunque en el plan de vuelo se indicaba que venía de la isla antillana de Granada y tenía planeado volar hacia Brasil.

El pasado día 18, un tribunal dictó prisión provisional para 18 personas, entre ellas nueve agentes de la Guardia Nacional (GNB) y un miembro del servicio de inteligencia (Sebin), por este caso.

El director general de la Policía española, Ignacio Cosidó, indicó que la incautación de la tonelada y media de cocaína en el avión intervenida en la isla de Gran Canaria supuso "un golpe fuerte" a las redes de narcotráfico que operan en Venezuela.