El delantero argentino de Universidad Católica Nicolás Trecco fue sentenciado a dos años de suspensión de su licencia de conducir tras ser sorprendido ebrio al volante de su automóvil en Santiago de Chile, informaron hoy fuentes judiciales.

Además, el atacante, de 24 años, deberá firmar mensualmente durante un año en un recinto de Gendarmería (Servicio de Prisiones), tras ser encontrado culpable de conducción en estado de embriaguez, confirmó su abogado, Javier Gasman.

Trecco, fichado a comienzos de este año por la UC, tras haber jugado antes en el Cobreloa y el Unión San Felipe, fue detenido en la madrugada del lunes en el municipio de La Florida, en el área sur de Santiago, tras ser sometido a un control de rutina por la policía.

La alcoholemia determinó una concentración de 1,7 gramos de alcohol por litro de sangre, en circunstancias de que en Chile el máximo permitido es de 0,3 gramos. Entre esa proporción y 0,8 gramos se considera que la persona conduce bajo la influencia del alcohol y de ahí hacia arriba que lo hace en estado de embriaguez.

"Nicolás está arrepentido, reconoció los hechos y se llegó a un acuerdo con la fiscalía", explicó a los periodistas el abogado Gasman. "La situación lo incómodo y el club lo apoyará", añadió, aunque fuentes de la UC no descartaron que adicionalmente Trecco reciba un castigo deportivo.

Trecco afronta una situación complicada en el club universitario, cuyo técnico, el uruguayo Martín Lasarte, no lo tiene actualmente considerado como titular y el incidente ocurrió justamente tras no ser convocado al partido del pasado fin de semana contra el O'Higgins (1-0) en la séptima jornada del torneo de Clausura.

Tras un primer semestre regular, en el que anotó cinco goles, el técnico Lasarte ha preferido antes que él a Álvaro Ramos, Nicolás Castillo, el paraguayo Roberto Ovelar y a Daúd Gazale, de tal manera que en el torneo de Clausura solo suma 238 minutos en cancha y no ha convertido goles.