El mayor operador del mercado de materias primas del mundo, la gestora de la Bolsa Mercantil de Chicago (CME), anunció hoy que ha comenzado los trámites para lanzar una nueva bolsa de derivados en Londres.

"Nuestra solicitud para establecer una bolsa en Europa encaja en nuestra estrategia para crecer orgánicamente y es un paso importante para cumplir con la creciente demanda de nuestros clientes", afirmó hoy en un comunicado el consejero delegado de CME, Phupinder Gill.

CME confirmó así que han iniciado los trámites ante la Autoridad de Servicios Financieros (FSA), el regulador de la "City", y que está a la espera de recibir su visto para lanzar la nueva bolsa de derivados "a mediados de 2013".

Por su parte, el presidente de CME, Terry Duffy, dijo que siguen constatando un incremento del negocio proveniente de su portafolio diverso de clientes al otro lado del Atlántico, "con más del 20 por ciento de su volumen originado" en la actualidad en esa región.

"Tener una bolsa en Londres nos permitirá alinearnos todavía más cerca de nuestros clientes regionales y ofrecer oportunidades adicionales a nuestra creciente clientela fuera de Estados Unidos", añadió Duffy.

El operador precisó en el mismo comunicado de prensa que su actual director gerente de productos y servicios, Robert Ray, será el consejero delegado de la nueva bolsa de derivados en la capital británica.

Los planes de CME de expandirse al Viejo Continente se confirman meses después de que la Comisión Europea (CE) vetara la fusión de la gestora de la Bolsa de Nueva York, NYSE Euronext, con la operadora del parqué de Fráncfort, Deutsche Börse.

Ambas gestoras habían acordado su fusión a comienzos de 2011, con un pacto de 9.000 millones de dólares que fue vetado por la CE al considerar que implantaría un "cuasi monopolio" en el comercio de derivados financieros europeos.

Los títulos de la gestora CME progresaban a esta hora un tímido 0,04 % hasta los 54,13 dólares en el mercado tecnológico Nasdaq, donde acumulan un avance del 11,01 % desde que comenzó el año y del 13,88 % en los últimos doce meses.