El presidente Rafael Correa ofreció el sábado un subsidio de 40% en combustible para las aerolíneas que abran nuevas rutas de conexión entre Ecuador y otros países y así mejoren la conectividad con la nación andina.

"Vamos a privilegiar algunas frecuencias, pero si hay aerolíneas que quieren hacer vuelo directo Ecuador-Italia, Ecuador-Alemania, tendrán un subsidio del 40% del combustible", dijo Correa en su programa "Diálogo con el presidente", al anunciar un plan para incentivar el turismo.

Otros destinos privilegiados serían Los Ángeles, Vancouver, Francfort y Roma, dijo el mandatario.

El beneficio tendría una duración de cinco años, añadió.

"Mejorar la conectividad mejora la productividad, mejora el turismo y conocimiento del país", afirmó el gobernante al destacar que el subsidio representará a futuro un mayor beneficio frente al costo que tendrá para el Estado ecuatoriano.

Entre las condiciones que deberán cumplir las compañías aéreas están la de mantener la frecuencia tres veces por semana.