El fundador WikiLeaks, Julian Assange, y su abogado, el español Baltasar Garzón, hablarán hoy públicamente desde la embajada de Ecuador en Londres, según informa ese portal en su cuenta de Twitter.

Garzón se dirigirá al público en el exterior de la legación ecuatoriana a las 10.30 hora GMT (12.30 hora española) mientras que el periodista australiano lo hará posteriormente, a las 13.00 hora GMT (15.00 hora española).

No obstante, WikiLeaks no ha desvelado cómo comparecerá Assange, quien podría hablar a los medios de comunicación desde una ventana o desde el marco de la puerta de la embajada, pues será detenido inmediatamente si sobrepasa el perímetro del edificio y extraditado a Suecia.

El periodista es requerido por las autoridades suecas con relación a varios delitos sexuales contra dos mujeres que él siempre ha negado y su defensa ha tratado de evitar por todos los medios su entrega a ese país por temor a que, una vez allí, sea extraditado a EE.UU., el país más afectado por la filtración de cables diplomáticos confidenciales de WikiLeaks.

Assange, de 41 años, lleva refugiado en la legación ecuatoriana desde el pasado 19 de junio, cuando se personó en el edificio solicitando ayuda al Gobierno de Rafael Correa, violando a la vez los requisitos de su arresto domiciliario.

A falta de una resolución, la situación de Assange ha tensado las relaciones entre el Gobierno británico y Ecuador, que consideró que el Reino Unido "amenazó" a ese país con ampararse en una ley para irrumpir en su embajada y proceder a la detención del australiano.

En medio de esta crisis diplomática, el presidente de Ecuador, Rafael Correa, calificó este sábado de "grosera e intolerable" esa "amenaza" que asegura que Londres hizo en una carta.

Correa insiste en que su país adoptó una decisión "soberana" al otorgar el asilo a Assange por falta de garantías por parte del Reino Unido y Suecia para que no se le entregue a un tercer país donde su vida podría correr peligro o donde no se le garantice un debido proceso.

Los cancilleres de los países integrantes de la Alianza Bolivariana para los Pueblos de Nuestra América (ALBA) se reunieron este sábado en la ciudad costera de Guayaquil para analizar la situación y hoy domingo lo harán en el mismo lugar los representantes diplomáticos de la Unión de Naciones Suramericanas (Unasur).

Por su parte, la Organización de Estados Americanos (OEA) ha convocado a los cancilleres de América el próximo 24 de agosto en Washington para estudiar la crisis entre Ecuador y el Reino Unido por el caso de Assange.