El Santos realizó una operación de emergencia para contar el jueves con su principal figura, el atacante Neymar: fletó un avión privado para trasladarlo de vuelta a Brasil desde Suecia, donde la víspera actuó con la selección.

El estelar atacante desembarcó la mañana del jueves en la ciudad austral de Florianópolis, donde el Santos tenía previsto enfrentar en horas de la noche al local Figueirense.

"Neymar ya desembarcó en Florianópolis procedente de Suecia, donde actuó con Brasil el miércoles y puede ir al juego", reveló el Santos en el sitio de internet del equipo.

El atacante fue la figura más destacada del combinado brasileño que el miércoles derrotó 3-0 a Suecia en un partido amistoso.

El propio ariete publicó fotos en su cuenta de Twitter donde aparece durmiendo en una cama dentro del avión que lo trasladó a Florianópolis, una ciudad sureña donde el Santos tiene previsto enfrentar la noche del jueves al Figueirense.

Pese al poco tiempo de recuperación desde el partido en Suecia, los compañeros de Neymar hicieron votos por que pudiera actuar contra Figueirense por el Campeonato Brasileño.

"Él es uno de los más grandes jugadores de Brasil y de todo el mundo. Cuando él está en el campo todo es diferente, espero que sí esté en el campo", manifestó André, otro atacante santista. "Santos tiene que estar siempre luchando por títulos, ese regreso (de Neymar) es para ayudar".

Santos ocupa el lugar número 14 de los 20 equipos de la primera división en Brasil y está presionado a ganar sus partidos para subir en la tabla y disputar el título. Figueirense está decimonoveno.