Estados Unidos, el campeón Alemania y el anfitrión Japón son los favoritos en la Copa Mundial de fútbol femenino sub-20 que comienza este fin de semana y que también contará con la participación de México, Argentina y Brasil.

Estados Unidos ganó el torneo en 2002 y 2008 y buscará emular al equipo femenino mayor que ganó su tercera medalla de oro consecutiva en las olimpíadas de Londres, donde superó a Japón en la final.

La nación anfitriona, Japón, tratará de sumar éxitos a la Copa Mundial del 2011 que ganó con la selección mayor.

Pero Japón es el campeón sub-20. Se consagró hace dos años cuando venció en la final a Nigeria.

Originalmente Uzbekistán debía organizar el torneo del 19 de agosto al 8 de septiembre, pero la FIFA lo despojó de ese derecho debido a "varias cuestiones logísticas y técnicas".

Las jóvenes estadounidenses estarán doblemente motivadas dado que no terminaron entre los cuatro mejores equipos en el mundial sub-20 del 2010 en Alemania, donde perdieron sorpresivamente ante Nigeria en cuartos de final.

"El plantel es una mezcla positiva de juventud y experiencia, y pensamos que uno de los puntos fuertes de este equipo es cómo juegan juntas", dijo el técnico Steve Swanson.

Estados Unidos empieza su participación contra Ghana el 20 de agosto en Hiroshima y enfrentará a China tres días después, para terminar contra Alemania en Miyagi el 27 de agosto. Alemania ha ganado este torneo en 2004 y 2010. Hay cuatro grupos de cuatro equipos cada uno.

Japón debuta ante México el 19 de agosto.

Corea del Norte, que ganó la copa en 2006, jugará en un grupo con Argentina, Canadá y Noruega.

Brasil está en el grupo con Nigeria, Italia y Corea del Sur.