La Unión Europea (UE) y Costa Rica firmaron hoy tres contratos de cooperación por 2,3 millones de euros (2,8 millones de dólares) para el fortalecimiento del sector agropecuario costarricense y la capacitación de funcionarios y productores, informaron hoy fuentes oficiales.

La cooperación consiste en equipos de laboratorio para el Sistema Fitosanitario del Estado (SFE) y el Servicio Nacional de Salud Animal (SENASA), con los cuales se podrá identificar bacterias, realizar análisis y diagnosticar enfermedades.

Además, mediante los proyectos de cooperación se capacitará a funcionarios del SFE y SENASA, así como a pequeños y medianos productores en buenas prácticas agrícolas para que cumplan las medidas exigidas por la UE para sus importaciones.

El encargado de negocios de la UE para Costa Rica y Panamá, Luis Martínez, declaró en el acto oficial donde se firmaron los acuerdos, que esta cooperación tiene como objetivo que los productores agrícolas costarricenses aprovechen el Acuerdo de Asociación firmado por Centroamérica y la UE, que incluye un acuerdo de libre comercio.

"No es suficiente con bajar los aranceles, hay que generar las condiciones para que el mayor número de pequeños y medianos productores se beneficien del mercado europeo", manifestó Martínez.

Por su parte, la ministra costarricense de Agricultura y Ganadería, Gloria Abraham, dijo que la ayuda europea contribuirá a un "incremento de las exportaciones costarricenses a la Unión Europea y al desarrollo social".

Destacó que los productores costarricenses adquirirán conocimientos para aplicar mejores prácticas agrícolas, con lo que podrán cumplir con las exigencias sanitarias y fitosanitarias de la Unión Europea.

En 2011 Costa Rica exportó a la UE 1.884 millones de dólares, la mayoría en productos agrícolas como frutas, café y flores, mientras las ventas de la UE al país centroamericano alcanzaron los 1.228 millones de dólares, según cifras del Ministerio costarricense de Comercio Exterior.