La Corte Suprema de Justicia argentina convocará al Gobierno de Cristina Fernández y a la provincia de Córdoba para dirimir un conflicto sobre el reparto de fondos públicos, confirmaron hoy fuentes oficiales.

La decisión de la Corte se produce después de que el gobernador de Córdoba, José Manuel de la Sota, reclamara al Gobierno de Fernández el pago de 1.040 millones de pesos (unos 230 millones de dólares) pendientes desde 2011 por el déficit de la Administración Nacional de la Seguridad Social (Anses).

La Corte Suprema decidió hacerse eco de los reclamos y convocar al gobernador cordobés y al ministro argentino de Economía, Hernán Lorenzino, para mediados de septiembre, confirmaron a Efe fuentes del gobierno de la provincia.

Los reclamos provinciales se producen en un contexto de problemas en las cuentas públicas de varias administraciones locales, que han tenido que recurrir a un aumento de impuestos para afrontar los pagos pendientes.

Las más afectadas, según un informe del Instituto Argentino de Análisis Fiscal, son las provincias más grandes del país: Buenos Aires, capital federal, Córdoba, Mendoza y Santa Fe.