El conocido productor cubano Emilio Estefan expresó hoy a Efe su desconfianza sobre un pregonado fin del veto a artistas en las radios de Cuba, un anuncio sin confirmación oficial que considera secundario frente a la "suspensión de derechos humanos" en la isla.

La noticia de la apertura musical en las radios cubanas se conoció el pasado día 10 de agosto, cuando varios medios extranjeros se hicieron eco de una supuesta eliminación de una "lista negra" (no oficial) de medio centenar de artistas, entre ellos Celia Cruz y Willy Chirino, cuyos trabajos estaban vetados en las emisoras de la isla.

Ganador de 19 premios Grammy, Estefan no ocultó su deseo de que pudieran sonar en su país de origen temas de cantantes en el exilio como su mujer Gloria Estefan.

"Si es verdad, me gustaría que la primera canción fuera 'Cuba Libre'", dijo el productor que recitó parte del estribillo del famoso tema.

"Yo todavía no me lo creo. No he visto nada oficial del Gobierno cubano. Creo que si eso pasa es que se han dado cuenta de que hay opresión en Cuba. Más importante que la música son los derechos humanos, las damas de blanco, Fariñas...", manifestó en referencia a los disidentes en Cuba.

Ni la censura a una serie de artistas críticos con el régimen, ni el final de la misma, cuentan con una confirmación oficial de las autoridades.

Emilio Estefan, destacada figura de la comunidad latina en Estados Unidos, hizo estas declaraciones en Los Ángeles (EE.UU.) tras dar a conocer su próximo proyecto, una ambiciosa serie que realizará junto con la productora de televisión del estudio Fox y en la que intentará ofrecer una imagen "correcta" de la población hispana.

Se tratará de un drama con aires de telenovela con capítulos de una hora, rodado en inglés y protagonizado por actores latinos, entre los que habrá caras conocidas y nuevos talentos y con unas tramas en las que Estefan ha estado trabajando durante "muchos años".

"Tiene parte de mis experiencias personales", declaró Estefan que confía en tener terminado el episodio piloto para el año que viene, aunque no quiso adelantar nombres que baraja para el reparto.

"El objetivo es representar correctamente a los hispanos. A mí me mandan muchos guiones, pero el latino suele ser un personaje negativo, una prostituta o algo relacionado con drogas", señaló molesto Estefan, que afirmó que tendrá poder ejecutivo sobre la serie para vigilar que se represente al hispano de forma justa.

Además de la serie, Estefan tiene entre manos para 2013 una comedia cinematográfica sobre la idiosincrasia de los latinos en EE.UU. y en la que trabaja en colaboración con Luis Santeiro, responsable de la serie de finales de los setenta "¿Qué pasa USA?", que se tomó como referencia para el largometraje.