Francia y Estados Unidos estudian convocar una reunión de altos funcionarios de los países del G20 para debatir la escalada mundial de los precios agrícolas, informó el Ministerio francés de Agricultura en un comunicado.

El ministerio francés explicó que Francia y Estados Unidos, como actual y próxima presidencia respectivamente del sistema de información de los mercados de la FAO, "siguen atentos a cualquier factor que podría justificar la convocatoria".

Se trataría de una reunión del Foro de Reacción Rápida,un organismo de Organización de Naciones Unidas para la Agricultura y la Alimentación (FAO) que estudia las informaciones proporcionadas por los países del G20 sobre el estado de sus cosechas y sus previsiones.

El Ministerio francés recordó hoy los compromisos internacionales para evitar un agravamiento de los desequilibrios entre la oferta y la demanda.

El pasado viernes, un informe del departamento estadounidense de Agricultura estimó que, como consecuencia de la sequía y la ola de calor de este verano, su cosecha de maíz -en torno al 40 % se utiliza para la fabricación de biocarburantes- será la peor en los últimos seis años, y revisó también a la baja en un 12 % sus perspectivas sobre la de soja.

"Esta situación, que no es nueva, los mercados ya la han integrado ampliamente, lo que explica en parte la subida de precios observada estas últimas semanas", afirmó el Ministerio francés en su comunicado.

En este contexto, -añadió- París y Washington se asocian para recordar los compromisos asumidos por los miembros del G20 en materia agrícola, "en particular la necesidad de no tomar medidas susceptibles de amplificar los desequilibrios entre la oferta y la demanda".

Tras la publicación del informe del departamento de Agricultura, la cotización del maíz en la Bolsa de Chicago, que había subido más del 60 % en dos meses, alcanzó un nuevo pico.