Un total de 44 miembros del grupo de Gays y Lesbianas de Zimbabue (GALZ, sus siglas en inglés) fueron detenidos este pasado fin de semana por policías antidisturbios, según informó hoy la propia organización a través de un comunicado.

El arresto de los 31 hombres y trece mujeres se produjo durante una reunión que estaba manteniendo el grupo el sábado pasado en sus oficinas para debatir un informe sobre las violaciones de derechos humanos en el país así como el borrador de la nueva Constitución que se está redactando.

"Quince miembros de la Unidad Antidisturbios irrumpieron en la oficina y llevaron a cabo los arrestos. La policía agredió a la mayoría de los miembros con garrotes y puñetazos antes de detenerles sin acusarles de nada", añade el texto publicado por el GALZ.

Según la agrupación, los arrestados no han tenido acceso a los detenidos, que finalmente fueron puestos en libertad ayer.

El portavoz de la Policía, James Sabau, aseguró a medios locales que los miembros de GALZ no fueron arrestados, sino simplemente detenidos momentáneamente para que la policía pudiera llevar a cabo una "revisión".

"Recibimos información de que personas a las que estábamos buscando se encontraban en las oficinas (de GALZ)", afirmó Sabau al diario privado local NewsDay.

En la actualidad, Zimbabue está redactando un borrador para una nueva constitución, en el que el derecho de los homosexuales no está garantizado, mientras que el presidente del país, Robert Mugabe, y su partido, la Unión Nacional Africana de Zimbabue-Frente Patriótico (ZANU-PF), critican duramente esta inclinación sexual.

Por otra parte, el primer ministro de Zimbabue, Morgan Tsvangirai, que lidera el Movimiento para el Cambio Democrático (MDC), que forma un gobierno de Unidad con el ZANU-PF desde febrero de 2009, defiende los derechos de los homosexuales.

El pasado mes de mayo, durante una visita a Zimbabue, la alta comisaria de Naciones Unidas para los Derechos Humanos, Navi Pillay, condenó la actitud del Gobierno del país contra los homosexuales, a los que se les niega servicios básicos, entre ellos tratamiento antirretroviral, según la representante de la ONU.

En Zimbabue, la homosexualidad está penada con un año de cárcel o una multa de 5.000 dólares.

Homosexuales, lesbianas, bisexuales y travestis son considerados delincuentes en muchos países de África, donde también son acosados socialmente.