La rusa Mariya Savinova se proclamó el sábado campeona olímpica de los 800 metros, en los que la sudafricana Caster Semenya fue plata.

Savinova finalizó con un tiempo de 1:56.19. Semenya, muy retrasada en los últimos 200 metros, consiguió la plata tras un poderoso sprint final. La rusa Ekaterina Poistogova completó el podio con el bronce.

La prueba fue dominada casi en su totalidad por la keniana y gran favorita Pamela Jelimo, quien se hundió en los últimos metros y acabó en cuarta posición fuera de las medallas.