La séptima depresión tropical de la temporada de huracanes del Atlántico, que amenaza con transformarse mañana, sábado, en la tormenta "Gordon", aceleró hoy su marcha hacia el Caribe al aumentar su velocidad de traslación a 37 kilómetros por hora, informó el Centro Nacional de Huracanes (CNH) de EE.UU.

El sistema tropical se espera que se aproxime a las "Antillas mayores y menores el sábado", cuando ganará intensidad hasta convertirse en tormenta, indicó el CNH en su boletín de las 15.00 GMT de hoy.

Una depresión tropical se transforma en tormenta cuando sus vientos máximos sostenidos alcanzan los 63 kilómetros por hora.

Los meteorólogos dijeron que a esa hora estaba ubicada cerca de la latitud 13,7 grados norte y longitud 49,5 grados oeste, a 1.245 kilómetros al este de las Antillas mayores.

El CNH recomendó a los residentes de esa zona que acompañen las noticias sobre el desarrollo de la depresión tropical porque podrían emitirse alertas en el transcurso del día.

En lo que va de la temporada de huracanes en la cuenca atlántica, se han formado seis tormentas tropicales y dos huracanes: "Chris" y "Ernesto".

La Administración Nacional de Océanos y Atmósfera de Estados Unidos (NOAA, por su sigla en inglés) actualizó sus pronósticos para la cuenca atlántica y ahora espera que sea más activa de lo previsto con la formación de 12 a 17 tormentas tropicales y de 5 a 8 huracanes.

De los huracanes, entre 2 y 3 podrían alcanzar las categorías 3, 4 y 5, las mayores en la escala de intensidad Saffir-Simpson de un máximo de 5, según la NOAA.