La Organización de Estados Americanos (OEA) y el presidente de la Organización Internacional de Teletones (Oritel), el presentador de televisión conocido como Don Francisco, se comprometieron hoy a estrechar su colaboración para ayudar a los discapacitados en América Latina y fomentar la inclusión.

Mario Kreutzberger, conocido como Don Francisco en sus programas, preside la Oritel, que aglutina a las fundaciones que organizan telemaratones solidarios en trece países latinoamericanos.

Kreutzberger y el secretario general de la OEA, José Miguel Insulza, firmaron un convenio por el que se comprometieron a realizar más acciones para promover el tratamiento, la rehabilitación, la educación y facilitar servicios a las personas con discapacidad.

Insulza señaló en una ceremonia en la sede de la OEA en Washington que en el continente americano hay más de 100 millones de personas con alguna discapacidad y el objetivo es "llegar con apoyo a un elevado número de afectados".

En este sentido, señaló que el acuerdo contribuirá al trabajo que ya se realiza para lograr la inclusión de las personas con discapacidad en los distintos ámbitos en toda la región.

"Lo más importante es la inclusión, porque no sacamos nada si rehabilitamos niños, adolescentes o adultos, si no podemos incluirlos en colegios, universidades, si no les damos acceso a los estadios, o no pueden entrar a la biblioteca o a su casa", señaló por su parte Kreutzberger.

Kreutzberger lanzó en 1978 el primer Teletón en Chile para ayudar a los niños discapacitados y actualmente hay 13 países que forman parte de esta organización no gubernamental: Chile, México, Brasil, Colombia, Costa Rica, El Salvador, Guatemala, Honduras, Paraguay, Perú, Uruguay, Nicaragua y Puerto Rico.