Tommy Ramos no consiguió medalla el lunes en los Juegos Olímpicos, pero aseguró que su presencia en la final competencia de anillos es testimonio de que la gimnasia de Puerto Rico es de clase mundial.

Cuatro años atrás, Luis Rivera representó a la isla y se clasificó a la final en la modalidad de competencia combinada individual en Beijing, donde concluyó en el 14to lugar. Ramos mejoró esa marca al concluir sexto en los anillos, una modalidad ganada el lunes por el brasileño Arthur Zanetti.

"Esto demuestra que la gimnasia de Puerto Rico es de calidad mundial, nadie puede descontar a Puerto Rico en el ámbito de la gimnasia porque tenemos calibre para estar entre los mejores", declaró a periodistas después de su prueba.

El atleta centró su entrenamiento el último año en la modalidad de anillos, dejando de lado otras modalidades de gimnasia artística, aunque dijo no saber si continuará de esa manera o si hará las otras rutinas.

"Este año que estuve enfocado en mis anillas mejoré muchísimo, (pero) estoy abierto para lo que sea que el entrenador me mande", ya sea seguir con anillos o con una modalidad general.

Después de su clasificación, Ramos dijo sentirse, "completamente satisfecho, estoy bien contento, bien emocionado. Estoy con los mejores del mundo, estoy en una final olímpica y puse el nombre de Puerto Rico en alto".