El dominicano Félix Sánchez logró su segundo título olímpico de los 400 metros vallas, mientras que el puertorriqueño Javier Culson logró la medalla de bronce.

Regresó 'Super Félix' para ser el más grande y ganar con un tiempo de 47.63 por delante del estadounidense Michael Tinsley (47.91) y Culson cerró el podio con 48.10.