Los presidentes centroamericanos y representantes de la OEA se reunirán el próximo miércoles en Managua para celebrar el 25 aniversario de la firma de los Acuerdos de Esquipulas II que lograron la paz en la región, informó éste lunes una fuente oficial.

La vocera del gobierno, Rosario Murillo, anunció que los mandatarios del Sistema de Integración Centroamericana y representantes de la Organización de Estados Americanos, a los que no identificó, participarán de la celebración de la firma de los acuerdos que acabaron con la guerra en la década de los años 80.

Los Acuerdos de Esquipulas fueron firmados el 7 de agosto de 1987 por los entonces presidentes Daniel Ortega, de Nicaragua; Vinicio Cerezo, de Guatemala; José Napoleón Duarte, de El Salvador; José Azcona Hoyos, de Honduras, y el costarricense Óscar Arias, quien aquel mismo año recibió el Premio Nobel de la Paz por su papel en esa negociaciones.

La negociación implicó que en cada país de la región se iniciara un proceso de "reconciliación nacional" que incluyó diálogos y amnistías, un cese de hostilidades y el compromiso de fortalecer la democracia y celebrar "elecciones libres".

Murillo informó que los gobernantes llegarán al encuentro en la búsqueda de fortalecer los acuerdos que se han tomado en cumbres anteriores y para firmar nuevos acuerdos que ayuden a fortalecer los avances que ha habido a nivel regional.

"En esta cumbre se firmarán esfuerzos fundamentales para ir fortaleciendo esa ruta de paz de Centroamérica y Mesoamérica, y enfrentando los problemas que tienen que ver con el medio ambiente, el cambio climático, las crisis alimentarias y las compras de los medicamentos a través del SICA", dijo Murillo.

Murillo dijo que los cancilleres de la región se reunirán desde el martes, para afinar los acuerdos que serán firmados por los mandatarios en su encuentro.

La vocera del gobierno agregó que en la cumbre se tomarán decisiones en la búsqueda del fortalecimiento de todas las acciones en el marco de la estrategia de seguridad para la región aprobada por el SICA en Guatemala el año pasado.

"Vamos a estar recibiendo con cariño y respeto a los gobernantes de la región para que toda Mesoamérica se fortalezca en rutas de paz, tranquilidad, bienestar y prosperidad para las familias", dijo Murillo.