Jamie Lynn Gray dio a Estados Unidos un oro más en el tiro de los Juegos de Londres, al imponerse el sábado en la modalidad de rifle de tres posiciones a 50 metros, en la que impuso dos récords olímpicos.

Por su parte, la italiana Jessica Rossi se coronó en la variante de fosa, con otra marca mundial.

La puntuación final de la estadounidense fue de 691,9 puntos, con lo que superó la marca olímpica de 690,3, establecida por la china Du Li en Beijing 2008. La norteamericana amarró el oro con su último tiro, al apuntarse 10,8 puntos, apenas a una décima del registro perfecto.

La serbia Ivana Maksimovic obtuvo la plata, a 4,4 puntos de distancia. La checa Adela Sykorova fue tercera, a 8,9 unidades.

El registro de Gray durante la eliminatoria fue de 592, otro récord olímpico. Superó las 589 unidades logradas por la polaca Renata Mauer Rozanska en Atlanta 1996.

Es la segunda Olimpíada de Gray, que fue cuarta en rifle de aire y quinta en el arma de tres posiciones en 2008.

Rossi consiguió su medalla dorada luego de fallar sólo uno de sus 100 disparos, para imponer el récord.

La italiana acertó sus 75 tiros en la eliminatoria. Su única falla llegó en el 18vo disparo de la final de 25. Su marcador de 75 superó por uno el récord establecido por la ucraniana Victoria Chuyko en 1998.

Los antiguos récords olímpicos eran un 91 impuesto por la finlandesa Satu Makela Nummela en Beijing 2008 y un 71 en la eliminatoria, por parte de la lituana Daina Gudzineviciute, en Sidney 2000.