Gran Bretaña cosechó el sábado dos preseas más de oro en el remo de los Juegos Olímpicos, incluida una en la competencia de "cuatro", en la que se proclamó tetracampeona al superar a Australia.

La tripulación formada por Alex Gregory, Pete Reed, Tom James y Andrew Triggs Hodge dio a Gran Bretaña su cuarta victoria consecutiva en esta prueba olímpica, al cruzar la meta en seis minutos, 3.97 segundos. Australia se quedó a medio largo, con la plata, y Estados Unidos se embolsó el bronce.

Gran Bretaña, campeón mundial reinante en esta especialidad de cuatro remos largos, conservó el dominio ejercido desde hace más de dos décadas.

En el remo de Londres 2012, Gran Bretaña totalizó nueve medallas (cuatro de oro, dos de plata y tres de bronce), para superar el número conseguido hace cuatro años en Beijing.

Ha sido la actuación olímpica más exitosa de los remeros británicos en la era moderna.

En el doble par de remos cortos para competidoras ligeras, Kat Copeland y Sophie Hosking consiguieron otra medalla de oro para Gran Bretaña.

La embarcación de las británicas se despegó en los últimos 750 metros para lograr un registro de siete minutos, 9.30 segundos, un largo y medio delante de China. Grecia se quedó con el bronce.

Ninguna mujer británica había conseguido una medalla olímpica de oro antes de Londres 2012. Pero Katherine Grainger y Anna Watkins se llevaron el triunfo el viernes, en el "doble scull", mientras que Helen Glover y Heather Stanning se proclamaron campeonas el miércoles en el par de remos largos.

También el sábado, Dinamarca consiguió su primera medalla de oro en la regata de estas Olimpíadas. Se anotó el título del doble par de remos cortos para hombres, peso ligero, la cual se interrumpió y tuvo que reanudarse después de que se desprendió el asiento de uno de los competidores británicos.

Mads Rasmussen y Rasmus Quist superaron a los británicos Zac Purchase y Mark Hunter, por un cuarto de embarcación, con un tiempo de seis minutos, 31.17 segundos. Nueva Zelanda obtuvo el bronce.

Después de la reanudación por la falla en el equipo de Purchase, Gran Bretaña comenzó bien la regata pero fue superada en los últimos 50 metros.

Rasmussen y Quist recuperaron la forma en Londres, después de tres años de malas actuaciones que siguieron a su medalla de bronce en Beijing 2008. Fueron campeones mundiales en 2006 y 2007.

En el par de remos cortos para mujeres, la última prueba de remo en Londres 2012, la checa Miroslava Knapkova consiguió una victoria por un amplio margen.

Knapkova, campeona mundial vigente, superó a sus rivales al menos por dos largos, para lograr un tiempo de siete minutos, 54.37 segundos. La danesa Fie Udby consiguió la plata en forma sorpresiva y la australiana Kim Crow alcanzó el bronce.

Es el primer oro de República Checa en remo desde que el país surgió de la división de Checoslovaquia en 1993.

La bielorrusa Ekaterina Karsten buscaba lo que hubiera sido su sexta medalla en Juegos Consecutivos, pero se ubicó quinta.