La estadounidense Kristin Armstrong ganó el miércoles su segundo oro olímpico consecutivo en la prueba contrarreloj del ciclismo de mujeres, batiendo a la medalla de plata Judith Arndt de Alemania por más de 15 segundos.

La ex bicampeona mundial cubrió la ruta de 29 kilómetros en el sur de Londres en 37 minutos, 34.82 segundos. Arndt finalizó en segunda posición y el bronce fue para la rusa Olga Zabelinskaya, que sumó su segunda presea de bronce tras el tercer puesto logrado en la prueba en ruta.

Armstrong, de 38 años, se retiró momentáneamente tras su triunfo en Beijing con la idea de formar una familia. Después de dar a luz a su hijo Lucas en 2010, volvió a competir con miras a los Juegos de Londres.

La estadounidense dominó la prueba contra el crono desde el inicio y ya aventajaba a su rivales desde el primer punto intermedio de control, a los 12,5 kilómetros de la salida.

"Cuando (Armstrong) paró de competir, estaba en la cima, y nunca se pierde lo que has conseguido", explicó su compañera de equipo Amber Neben, quien finalizó séptima. "Es una gran ciclista".

El recorrido prácticamente llano arrancó y terminó en el palacio de Hampton Court, usado en el siglo XVI por Enrique VIII.