El brasileño César Cielo se ubicó el martes apenas en el décimo lugar de la eliminatoria de los 100 metros estilo libre, lo que sin embargo le permitió colocarse en las semifinales.

Cielo, plusmarquista mundial de la especialidad, empató con el polaco Konrad Czerniak, en un tiempo de 48.67 segundos, muy lejos de aquel récord de 46.91 impuesto en el Mundial de 2009.

En ese entonces reinaba la locura de los trajes de alta tecnología, que ahora están prohibidos.

"Me sentí un poco lento en realidad", dijo el brasileño, medalla de bronce en Beijing 2008, "Pero espero que esta noche entre en ritmo y nade mejor para llegar a la final".

El estadounidense Nathan Adrian se clasificó con el mejor tiempo, para ubicarse entre los 16 semifinalistas, en una lista que incluyó tres empates.

Adrian ganó su prueba con un tiempo de 48.19 segundos al nadar en el carril aledaño al de Cielo.

El sudafricano Gideon Louw fue el segundo más rápido, con 48.29 segundos, seguido por el holandés Sebastian Verschuren, con 48.37.