Kimberly Rhode obtuvo el domingo la medalla de oro en el tiro, en la modalidad de skeet, para ser la primera estadounidense que conquista una presea de un deporte individual en cinco juegos olímpicos consecutivos.

Rhode ganó el oro en la fosa doble en Atlanta 1996, cuando era adolescente; se llevó el bronce en esa disciplina cuatro años después, en Sidney; refrendó su título olímpico en Atenas 2004 y consiguió la plata en el skeet o tiro al plato en Beijing 2008.

En la eliminatoria, impuso un récord olímpico, al errar sólo uno de sus 75 disparos.