La colombiana Saskia Van Erven y la venezolana Johana Fuenmayor cayeron el sábado en la segunda fase en la prueba de esgrima con florete en los Juegos Olímpicos de Londres.

Fuenmayor había ganado su primer duelo 15-9 frente a la egipcia Eman Elgammal, pero cayó 15-4 en su siguiente enfrentamiento ante la italiana Arianna Arrigo.

Por su parte, Van Erven pasó directo a la segunda fase y ahí perdió 14-9 ante la alemana Carolin Golubytski.

El florete es el instrumento más liviano y flexible de los utilizados en la esgrima y los puntos se alcanzan golpeando el torso del rival. Las otras armas de la esgrima son el sable y la espada, que cuentan con sus propias reglas para la obtención de puntos.

De las rivales de las esgrimistas latinoamericanas, únicamente la italiana Arrigo llegó a la semifinal, tras derrotar a la rusa Kamila Gafurzianova y posteriormente a la estadounidense Lee Kiefer.

En tanto, la alemana Golebytski cayó en la tercera ronda ante la italiana Elisa Di Francisca.