Juan Martín del Potro debutó el sábado en el torneo olímpico de tenis con una contundente victoria sobre el croata Ivan Dodig.

La diferencia entre los errores no forzados — 24 de Dodig por 10 de Del Potro — condujeron al argentino a una cómoda victoria por 6-4, 6-1 en 1 hora y 8 minutos de juego.

"Saqué bien, cometí pocos errores y sobre todo en los momentos de quiebre y los momentos importantes del partido, jugué mejor que él. Eso es fundamental en un debut", dijo Del Potro.

Del Potro, novena raqueta del mundo, quebró el servicio de su rival en el primer game del partido y consolidó la ventaja hasta anotarse el parcial.

En la segunda manga, el argentino incrementó su efectividad con el servicio y liquidó el set en apenas 26 minutos.

"Hay figuras muy grandes luchando por hacer historia", explicó sobre el cuadro. "Nosotros somos una pequeña parte de todos ellos. También intentamos hacer historia nosotros. Hacer el camino despacio y disfrutar, que esto pasa muy cada tanto".

Sobre su primera experiencia en unos Juegos Olímpico y la vida en la villa, Del Potro aseguró que está siendo una de las mejores de su vida.

"Estoy viviendo muchas cosas nuevas, las estoy esperando desde hace cuatro años y no fueron cuatro años fáciles", relató. "Hay que disfrutar sin perder de vista el objetivo, sin descuidar el trabajo de uno y aprender, porque la verdad es que compartir con estos atletas que son los mejores del mundo es para aprender y sacar cosas buenas de todo".