El presidente ecuatoriano, Rafael Correa, denunció hoy un "fraude monstruoso" en la presentación de firmas para la inscripción de grupos políticos que prevén participar en los comicios de febrero próximo.

Según el mandatario, algunos partidos políticos que se han inscrito ante el Consejo Nacional Electoral (CNE) han presentado listas de adhesiones con hasta un 80 por ciento de firmas falsas.

El mandatario dijo que, además, se investiga un posible robo de bases de datos electorales y la venta ilegal a grupos políticos para llenar las listas de adhesiones.

"Hay una masiva falsificación de firmas presentadas fraudulentamente por movimientos políticos. Nosotros ya sabíamos de empresas que se habían constituido para vender firmas", dijo Correa en su habitual informe de los sábados.

Defendió a su movimiento político, Alianza País, de ser uno de los pocos que ha recogido en las calles las firmas para la inscripción y cumplir con ese requisito previsto en la normativa electoral.

Este "es uno de los más grandes fraudes del país y desvela de cuerpo entero el nivel de corrupción y falta de escrúpulos de cierta clase de políticos" en Ecuador, remarcó el mandatario.

"Debe haber un muestreo científico y tendrá que tomar cartas en el asunto el Consejo Nacional Electoral", añadió y pidió que se llame a una veeduría internacional para que verifique el proceso.

Correa dijo temer que algunos medios de prensa opuestos a su gestión insinúen que, con las posibles descalificaciones por firmas falsas, el oficialismo busque "eliminar a los adversarios políticos".