La eléctrica española Endesa ingresó en Latinoamérica 5.251 millones de euros en el primer semestre de este año, el 5,8 % más, mientras que su resultado bruto de explotación en esa región subió el 5,5 %, hasta los 1.507 millones de euros.

En un comunicado a la Comisión Nacional del Mercado de Valores español (CNMV), el grupo energético indicó que obtuvo un beneficio neto de 1.146 millones de euros en el primer semestre, con un descenso del 10,7 % respecto al mismo periodo de 2011 debido a una menor remuneración de algunas actividades reguladas en España.

La compañía detalla que sus ingresos han aumentado el 3,1 % hasta un total de 16.696 millones de euros.

En lo que respecta al resultado bruto de explotación (ebitda) durante estos seis primeros meses, la compañía explica que ha experimentado un crecimiento del 1,5 % hasta los 3.547 millones de euros, una subida propiciada por el crecimiento del 5 % en el ebitda de sus negocios latinoamericanos, que compensó la caída del ebitda de España y Portugal, que retrocedió el 1,2 %.

Endesa asegura que las medidas del Gobierno de España para reducir el déficit de tarifa -desfase que se genera porque los ingresos obtenidos vía recibo de la luz son insuficientes para cubrir todos los costes que soporta el sistema- han afectado negativamente a su negocio peninsular.

Endesa obtuvo unos ingresos de 11.445 millones de euros entre España y Portugal, un alza del 1,9 %, informa la compañía.

Sin embargo, su ebitda bajó el 1,2 % hasta los 2.040 millones de euros por el aumento de los costes de los combustibles y de los precios del mercado mayorista, así como por las medidas del Gobierno español para atajar el déficit de tarifa.

El beneficio neto de su negocio peninsular fue de 893 millones de euros, 70 millones menos.

En España y Portugal, Endesa produjo 40.518 GWh, el 12,7 % más.

El aumento de la demanda de energía en los países americanos en los que opera durante el primer semestre ha impulsado un 4,6 % sus ventas por distribución de electricidad hasta los 35.903 GWh.

Endesa anunció ayer que unificará sus participaciones en doce compañías latinoamericanas en la empresa chilena Enersis, en la que posee una participación del 60,62 %.

La generación total del grupo ascendió a 70.904 gigavatios-hora (GWh) hasta junio, un 7,9 por ciento más, y las ventas de electricidad crecieron el 0,7 por ciento, hasta los 87.854 GWh.

En lo que respecta a sus planes de eficiencia, la eléctrica afirma que ha obtenido unos ahorros de 603 millones de euros en inversiones y costes, 498 millones de ellos provenientes de las sinergias obtenidas entre Endesa y Enel.

Sin embargo, los costes variables de Endesa crecieron el 4,4 % en el primer semestre, debido a la mayor producción térmica convencional y a una menor producción hidráulica, que, según la empresa, han provocado un mayor coste en las compras de electricidad.

Las inversiones de Endesa alcanzaron en el primer semestre los 1.012 millones de euros, mientras que su deuda financiera neta se situaba a 30 de junio en 10.467 millones de euros, lo que supuso una reducción de 535 millones de euros frente a la deuda a final de año.

Endesa ha apuntado que tiene pendiente un derecho de cobro de 4.896 millones de euros, entre compensaciones por sobrecostes de generación extrapeninsular y déficit de tarifa.