La minera brasileña Vale, mayor productora mundial de hierro, anunció hoy una revisión de sus proyectos, para establecer nuevas prioridades en las inversiones, tras haber divulgado la víspera que su beneficio neto se redujo a la mitad en el primer semestre del año.

"Queremos darle prioridad a los proyectos que generen mayor retorno para los inversores", aseguró el presidente de Vale, Murilo Ferreira, en una conferencia telefónica con inversores.

"No habrá ningún movimiento abrupto. No estamos hablando de desinversiones sino de construir un escenario para que nuestros accionistas puedan tener mayor conocimiento de las diversas alternativas", aclaró.

El ejecutivo aseguró que la empresa comenzó a elaborar un nuevo plan estratégico y de inversiones que será divulgado en el cuarto trimestre de este año pero aclaró que proyectos importantes que están siendo finalizados en este y el próximo año serán mantenidos.

La revisión de los proyectos, según Ferreira, es necesaria en un escenario de crisis económica internacional que provoca una reducción de la demanda global por minerales y la caída de las cotizaciones internacionales de las materias primas.

Tal coyuntura explica, según Vale, la caída de las ganancias de la empresa este año.

Según el balance divulgado la víspera, el beneficio neto de Vale en el primer semestre del año fue de 6.489 millones de dólares, valor en un 51,1 por ciento inferior al de los seis primeros meses del año pasado.

El lucro del segundo trimestre fue de 2.662 millones de dólares, con una caída del 58,7 por ciento frente al mismo período de 2011 y del 30,4 por ciento en la comparación con el primer trimestre.

La reducción de las ganancias y el anuncio de la empresa de que repartirá dividendos muy inferiores a lo previsto provocaron una caída de las acciones de la empresa en la bolsa de Sao Paulo este jueves.

De acuerdo con Ferreira, el plan de inversiones será revisado debido a que "algunos proyectos no están generando el retorno esperado".

Agregó que los proyectos en hierro mantendrán el carácter prioritario, especialmente el de Serra Sul, en el que Vale pretende invertir 8.000 millones de dólares para aumentar en 90 millones de toneladas anuales su producción en la amazónica Carajás, la mayor mina de la empresa.

Igualmente serán mantenidos los proyectos de producción de carbón en Mozambique y los de producción de fertilizantes.

Entre los proyectos que no han mostrado los resultados esperados citó los de producción de níquel en Nova Caledonia y en Onça Puma (Brasil), y el de producción de carbón en Australia.

Entre los proyectos que están siendo finalizados y que, por lo mismo, tampoco serán revisados figuran el centro de distribución en Malasia y el de cobre en Salobo.

Ferreira dijo igualmente que, pese a la caída de la producción en los primeros meses del año, Vale mantuvo su meta de que mantendrá en 2012 la producción de hierro alcanzada el año pasado, que fue de 310 millones de toneladas.