REDACCIÓN DEPORTES.- La llegada del tercera base dominicano Hanley Ramírez a los Dodgers de Los Ángeles no les ha dado todavía reditos y perdieron el segundo partido consecutivo con su titularidad al caer derrotados por 7-4 frente a los Cardinals de San Luis.

El tercera base David Freese y el primera Matt Carpenter pegaron tres imparables cada uno de los 18 que conectaron los Cardinals, la mejor producción en lo que va de temporada, y el receptor hispano Tony Cruz se fue de 4-2 con dos carreras impulsadas.

Freese estuvo perfecto con el bate al irse de 3-3, impulsó tres carreras y anotó otras dos para liderar la ofensiva de los Cardenales que busca recuperar terreno en la lucha por el liderato de la División Central de la Liga Nacional.

El abridor Jake Westbrook (9-8) lanzó siete entradas por tercera salida consecutiva y se quedó con el triunfo al permitir cuatro carreras -tres fueron limpias-, cedió siete imparables, dio una base por bolas y abanicó a seis bateadores rivales.

El cerrador Jason Motte trabajó perfecto el noveno episodio para sacar los tres últimos "outs" por la vía del ponche y logró el vigesimo segundo rescate de la temporada en 26 oportunidades.

La derrota fue para el abridor Chris Capuano (10-6), que en sólo cuatro entradas y un tercio permitió 11 imparables con seis carreras limpias, regaló un boleto y sacó un ponche para dejar en 0-4 y 7.90 de promedio de efectividad en las salidas que ha realizado durante los últimos ocho años en el Busch Stadium de San Luis.

Mientras que Ramírez, que llegó ayer traspasado por los Marlins de Miami, volvió a salir en la tercera base aunque el piloto de los Dogers, Don Mattingly, afirmó que el dominicano definitivamente volverá a su posición natural de paracorto.

Ramírez, que salió por segunda vez como quinto en el orden de bateo, se fue de 2-1, al pegar un hit dentro del cuadro, recibió dos bases por bolas, se robó una almohadilla, y pegó una rola de doble matanza.

En los dos partidos que ha disputado con los Dodgers, Ramírez ha pegado triple y sencillo en seis turnos al bate, le han dado tres bases por bolas, a impulsado carrera y anotó otra, pero el equipo angelino de la Liga Nacional ha perdido los dos partidos.