El griego Dimitris Chondrokoukis, campeón mundial de salto alto bajo techo, dio positivo en un análisis antidopaje y se retirará de los Juegos Olímpicos de Londres, informó su padre y entrenador.

Un dirigente de la federación internacional de atletismo confirmó que un atleta griego había dado positivo en una prueba. El funcionario se negó a ser identificado por su nombre, pues el caso no se ha revelado oficialmente.

La prensa griega publicó una carta atribuida a Kyriakos Chondrokoukis, quien señaló que le fue detectado a su hijo el esteroide etanozolol. Aseguró que el deportista no ha tomado sustancias prohibidas y ha pedido que se analice la muestra "B'' para verificar el resultado.

"Pese a que consideramos que esta noticia es algo surrealista, no deseamos refutar el resultado de esta prueba", señala la carta, y añade que tanto Chondrokoukis como su padre solicitarían también el que ambas muestras se analicen posteriormente en un laboratorio acreditado.

"Resulta evidente la paradoja del uso de una sustancia prohibida y tan fácilmente detectable por parte de un campeón mundial reciente, que está bajo el microscopio de las autoridades de control antidopaje, y en la víspera de los Juegos Olímpicos", escribió el padre del atleta en la misiva. "Pelearemos contra esta paradoja, para responder y determinar qué ocurrió exactamente".

Chondrokoukis, de 24 años, se consideraba un candidato firme al podio en Londres 2012, luego de obtener el título bajo techo en marzo, durante el Mundial de Estambul.

Finalizó quinto en el Mundial de 2011 en Daegu, Corea del Sur, e igualó su mejor marca, de 2,32 metros, durante la competición de la Liga de Diamante realizada en mayo en Doha.

El vocero del Comité Olímpico Internacional, Mark Adams, dijo que había leído reportes de la prensa sobre el caso, pero consideró que éste representa un asunto que sólo puede divulgar la federación internacional de atletismo.

"Si estamos sorprendiendo a los deportistas con análisis previos a los Juegos, eso es bueno. Lo aplaudimos", dijo Adams. "Mientras más trampas descubramos, mejor".