El tenista argentino Juan Mónaco afirmó que llega a los Juegos Olímpicos en un gran momento, como evidencia su irrupción en el "top 10" del ránking de la ATP.

"Las sensaciones son muy buenas", dijo Mónaco luego de entrenarse el jueves durante más de una hora con su compatriota Juan Martín del Potro. "Cuando uno viene pasando un buen momento, no importa el cambio de superficie y la adaptación".

"Me siento con una gran motivación, con confianza", añadió.

"Pico", como se le conoce popularmente, enfrentará en primera ronda el belga David Goffin, número 63 del mundo. Goffin, de 21 años, cayó en cuarta ronda de Roland Garros ante Roger Federer, al que logró ganar un set.

"(Goffin) juega bastante bien, en Roland Garros todos lo conocimos, porque ganó muy buenos partidos", explicó Mónaco. "Es un rival para preocuparse y jugar al mejor nivel, sino va a ser difícil ganar".

Noveno preclasificado del torneo olímpico, el cuadro de Mónaco es de las más complicado. En su zona del cuadro, amenaza un posible enfrentamiento en cuartos de final con Novak Djokovic, uno de los favoritos al oro.

Mónaco forma parte de la potente armada argentina en el tenis, que completan en categoría masculina Del Potro, David Nalbandian, Carlos Berlocq y Eduardo Schwank. Un equipo que aspira a pelear por las medallas.